PROYECTO DE VIDA - Factores de Transferencia

La más reciente maravilla de la Biotecnología

Juntos Edificando Vidas

4Life


Factores de Transferencia

 

¿Qué son?

Los factores de transferencia son moléculas naturales y microscópicas que residen en los cuerpos de todos los animales. Son mensajeros que transmiten la información inmunitaria sobre la presencia de una amenaza al sistema inmunitario, ya sea externa o interna, y sobre cómo responder adecuadamente, de célula inmunitaria a célula inmunitaria.

 

Los factores de transferencia son producidos por los linfocitos con inmunidad celular. Transportan la inmunidad celular antígeno específica del linfocito fuente (hipersensibilidad retardada) a los linfocitos no sensibilizados, o vírgenes. También pueden incrementar la actividad de estimulación inmunitaria no antígeno específica de los linfocitos receptores.

Los factores de transferencia transmiten la información inmunitaria (reconocimiento de los agentes patógenos y respuesta inmunitaria adecuada) a través de los factores inductores, supresores y antígeno específicos.

El factor inductor permite que los factores de transferencia respalden la respuesta inmunitaria de adaptación a las infecciones virales, parásitos, malignidades, enfermedades bacterianas y micro bacterianas, infecciones por hongos, trastornos autoinmunes y enfermedades neurológicas. Este factor puede transferir una respuesta inmunitaria en menos de 24 horas y reducir significativamente o eliminar los síntomas de la enfermedad.


El factor supresor evita que el sistema inmunitario reaccione en forma excesiva, por ejemplo al polen y a otros cuerpos extraños, así como también a sí mismo como es el caso del trastorno autoinmune.


El factor antígeno específico transporta etiquetas que son vitales para que el sistema inmunitario identifique los microbios y las células extrañas.


Los factores de transferencia se encuentran incluso en los sistemas inmunitarios más primitivos. De por sí, los factores inductores y supresores de los factores de transferencia son universales y pueden transferir la inmunidad, atravesando la barrera de las especies. En consecuencia, los factores de transferencia de una vaca pueden dotar de inmunidad a una persona. El factor antígeno específico puede transferir inmunidad entre especies cuando existe una coincidencia entre los agentes patógenos antígeno específicos, como ser en la viruela y la vaccinia, la Escherichia Coli, etc.

Se cree que los factores de transferencia contienen proteínas y ARN (ácido ribonucleico), pero no ADN (ácido desoxirribonucleico). El hecho de que sean pequeños, es decir, un peso molecular menor a 10.000, hace que no ocasionen alergias y permite que conserven su máxima eficacia cuando son ingeridos en forma oral. De hecho, el calostro de todos los mamíferos es rico en factores de transferencia y es vital para los recién nacidos a los que se los dota de forma pasiva de inmunidad al ingerir el mismo durante el amamantamiento o lactancia materna.

Sistema Inmunitario
Componentes del sistema inmunitario: Órganos y células

Muchos órganos en nuestro cuerpo cumplen un rol esencial en el desarrollo y estructura del sistema inmunitario, entre ellos, la médula ósea, el timo, los nódulos linfáticos, el bazo, las amígdalas y las amígdalas faríngeas, y el apéndice. Estos órganos son responsables del crecimiento, desarrollo y funcionamiento de los linfocitos, los glóbulos blancos que son los trabajadores claves del sistema inmunitario. Los principales linfocitos son los linfocitos B, linfocitos T, los linfocitos citolíticos naturales, los macrófagos y las células dendríticas. Cada uno tiene un rol específico en mantener la salud de su cuerpo y de su sistema inmunitario.

La respuesta inmunitaria
Primera respuesta inmunitaria

La primera vez que su cuerpo se expone a virus o bacterias particulares, le toma tiempo a su sistema inmunitario reconocer los organismos invasores y descubrir cómo matarlos. Durante el tiempo transcurrido, las bacterias y los virus crecen exponencialmente, incrementando de este modo el lapso de tiempo necesario para eliminar completamente la infección.

Un corte en la piel daña las células y permite que las bacterias ingresen al cuerpo, lo que señala una respuesta inmunitaria de los macrófagos y otras células inmunitarias carroñeras.

Los mastocitos liberan químicos que provocan inflamación, lo que permite que otras células inmunitarias ingresen al área problemática.


Antes de que lleguen los refuerzos, los macrófagos y otras células inmunitarias ya situadas comienzan a atacar a las bacterias, a cortarlas en partes llamadas antígenos.


Los mismos son transportados a los nódulos linfáticos donde los macrófagos se adhieren a los linfocitos B y a los linfocitos T. Los linfocitos B comienzan a producir anticuerpos específicamente para los antígenos o gérmenes antes los cuales el cuerpo ha sido expuesto.
Los anticuerpos provocan la respuesta de ciertas células inmunitarias como son los linfocitos citolíticos naturales, los macrófagos y los linfocitos T asesinos para que envuelvan y maten a las células infectadas por bacterias.


Los linfocitos T ayudantes señalan los anticuerpos y los linfocitos T asesinos se dirigen a la herida.


Mientras que las células inmunitarias se encargan de los gérmenes, otras células llamadas plaquetas comienzan a curar la herida formando coágulos para cerrarla.


Segunda respuesta inmunitaria
 

La segunda vez que el cuerpo se expone a virus o bacterias particulares, el sistema inmunitario reconoce el organismo invasor con mayor rapidez e inmediatamente sabe cómo combatirlo. Dado que el lapso de tiempo de estos pasos es menor, la infección puede eliminarse con mayor rapidez. Transfer Factor activa una segunda respuesta inmunitaria al tomar prestada la memoria inmunitaria de la vaca y la gallina.

Un corte en la piel daña las células y permite que las bacterias ingresen al cuerpo, lo que señala una respuesta inmunitaria de los macrófagos y otras células inmunitarias carroñeras.
Los mastocitos liberan químicos que provocan inflamación, lo que permite que otras células inmunitarias ingresen al área problemática.


Antes de que lleguen los refuerzos, los macrófagos y otras células inmunitarias ya situadas comienzan a atacar a las bacterias, a cortarlas en partes llamadas antígenos.

Los linfocitos B, activados por las respuestas inmunitarias previas, comienzan a producir anticuerpos específicamente para los antígenos o gérmenes ante los cuales el cuerpo ha sido expuesto. Los anticuerpos provocan la respuesta de ciertas células inmunitarias como son los linfocitos citolíticos naturales, los macrófagos y los linfocitos T asesinos para que envuelvan y maten a las células infectadas por bacterias.


Los linfocitos T ayudantes señalan los anticuerpos y los linfocitos T asesinos se dirigen a la herida.


Mientras que las células inmunitarias se encargan de los gérmenes, otras células llamadas plaquetas comienzan a curar la herida formando coágulos para cerrarla.


Linfocitos citolíticos naturales


Recientemente han habido investigaciones que descubrieron características interesantes sobre los linfocitos citolíticos naturales, o células NK. Los linfocitos citolíticos naturales ofrecen la primera defensa crucial contra los agentes infecciosos y las células enfermas. Hasta el momento, los científicos tomaban por sentado que los linfocitos citolíticos naturales venían equipados con la capacidad de realizar su trabajo adecuadamente.

En la edición de febrero de The Journal of Immunology (Revista Científica de Inmunología), los investigadores conducidos por los doctores Christian Munz, Ph.D., y Guido Ferlazzo, Ph.D. de la Universidad Rockefeller, publicaron dos artículos independientes que exploraban el descubrimiento de que los linfocitos citolíticos naturales requieren la activación y movilización de otra fuente para buscar y destruir a las células enfermas. Estos científicos también desarrollaron la hipótesis de que la función de los linfocitos citolíticos naturales puede ser “moldeada” o “dirigida” para desempeñar la actividad específica de respaldo inmunitario.

Historia de los factores de transferencia

A fines de la década del 40, mientras estudiaba la tuberculosis, el Dr. H. Sherwood Lawrence determinó que una sustancia en un extracto de leucocitos (glóbulos blancos) tomada de un individuo que se había recuperado de la tuberculosis podía transferirle a un receptor que no había sido infectado todavía una respuesta inmunitaria positiva a la tuberculosis. Le dio el nombre de factor de transferencia a la sustancia.

Poco después de los hallazgos del Dr. Lawrence, los investigadores comprendieron que los animales ofrecían una fuente efectiva y económica de moléculas de factores de transferencia. Y a pesar de que los factores de transferencia cumplían un rol secundario en relación al “milagro” de los antibióticos, los investigadores han llevado a cabo numerosos estudios para explorar la seguridad y efectividad de los factores de transferencia, y cientos de artículos científicos se han publicado, que documentan los beneficios de los factores de transferencia para la salud inmunitaria global así como también para enfermedades específicas.

En la actualidad, diversos fabricantes ofrecen factores de transferencia en complementos que varían desde calostro completo disecado hasta extractos concentrados de factores de transferencia. Los factores de transferencia que han sido extraídos y concentrados brindan un complemento más potente. Algunos fabricantes además combinan los factores de transferencia con ingredientes adicionales que son considerados beneficiosos para la respuesta inmunitaria.
 

Fuentes de información:
Natural Immune Booster: Transfer Factor, William J. Hennen, Ph.D., Woodland Publishing, 1998

The Super Supplement Combination for Optimal Immune Function: Enhanced Transfer Factor, William J. Hennen, Ph.D., Woodland Publishing, 2000

“A New Basis for the Immunoregulatory Activities of Transfer Factor—an Arcane Dialect in the Language of Cells,” Lawrence HS, Borkowsky W. Cell Immunol, 1983.

Dorland's Illustrated Medical Dictionary


Arriba

Búsqueda personalizada
Hoy habia 1 visitantes (2 clics a subpáginas) ¡Aqui en esta página!
=> ¿Desea una página web gratis? Pues, haz clic aquí! <=